15.7.19

Lasaña boloñesa





Para preparar una auténtica lasaña boloñesa es preciso preparar con antelación la salsa boloñesa. Es una salsa muy fácil pero que lleva mucho tiempo de elaboración, pues debe cocer durante al menos dos horas, aunque algunos dicen qué hasta cuatro, para que el sabor sea perfecto. No se trata, como mucha gente cree, de freír una carne picada con cebolla y añadirle tomate. Si nos decidimos por hacer esto último no obtendremos una auténtica salsa boloñesa. Merece la pena el tiempo empleado en prepararla, podemos hacerlo un día antes.

La pasta de la lasaña podemos hacerla en casa o comprarla ya hecha. Yo he optado por una pasta que no es necesario hervirla ni remojarla de antemano, se hace en el horno con el relleno de la boloñesa. Es muy cómoda y esta rica.

No tengo foto del corte de la lasaña porque no me dio tiempo, nos comimos toda. Estaba buenísima.



  • Ingredientes:
Salsa boloñesa. Ver receta Aquí
Placas de lasaña sin hervir y sin remojar
Salsa bechamel. Ver receta Aquí
* Las cantidades dependerán del número de comensales


  • Preparación:
Preparamos la salsa boloñesa y reservamos.

En el caso de no utilizar las placas de lasaña que no hay que hervir ni remojar antes de utilizarlas, deberemos seguir las indicaciones del fabricante.

Preparamos la bechamel y en una fuente de horno cubrimos el fondo con la salsa. Colocamos las placas de lasaña y cubrimos con salsa boloñesa. Montamos capas intercalando la pasta con la salsa boloñesa.

Terminamos cubriendo con la salsa bechamel, rallando por encima queso parmesano y poniendo unas nueces de mantequilla.

Precalentamos el horno a 200º, calor arriba y abajo. Metemos la lasaña y la dejamos cocer 16 minutos. Si queremos la podemos gratinar a continuación. Servimos caliente.