18.9.17

Paquetitos de morcilla y manzana





Estos paquetes rellenos podemos preparamos con pasta brick o philo. La primera se hace con sémola de trigo y la segunda con harina de trigo blanca. La brick es un poco más gruesa y tiene una textura un poco más rústica que la philo.

La pasta philo parece que es originaria de Grecia y Turquia, y la brick de Marruecos y Túnez.

Podemos prepararla en casa, pero es bastante complicado porque hay que hacer hoja por hoja. Las de los supermercados, si son buenas, parece ser que están tan ricas como las otras. Yo nunca las he preparado en casa. 

Podemos preparar paquetes un poco más pequeños que los que veis en la foto, tipo bocadito, son más cómodos si los vamos a tomar de aperitivo. Son fáciles de preparar y están muy ricos.

He utilizado la morcilla que viene en bote sin piel porque está rica y es más sencillo utilizarla. Podéis encontrarla en supermercados.

12.9.17

Alcachofas con gambas





Pronto empezará la temporada de las alcachofas, aunque ahora las encontramos en el mercado durante todo el año. Pero siempre son más sabrosas cuando las podemos comprar recolectadas en la temporada de producción de las huertas.

Las alcachofas son muy sabrosas, el único inconveniente que tienen es que debemos ser generosos quitando hojas para dejar solamente las que después de cocer queden tiernas. Es muy poco agradable encontrarse en la boca hojas que están duras. De todas formas con las hojas que quitemos podemos preparar una deliciosa sopa que encontraréis en el blog. "Sopa de restos de alcachofas".

5.9.17

Judías verdes con tomate





Hoy os presento una forma sencilla de preparar las judías verdes y no por ello menos buena. Partiendo de la base de que me gusta mucho la salsa de tomate, o tomate frito, esta forma de cocinar las judías verdes me encanta. 

Para que este sencillo plato quede bien es importante que las judías verdes sean buenas y que la salsa de tomate sea casera. Podemos prepararlas con tomate frito de bote, pero siempre nos quedarán mejor con la salsa hecha en casa.

28.8.17

Arroz con almejas y gambas





Si hay un ingrediente que absorba perfectamente los sabores de los otros ingredientes que le añadimos, ese es el arroz. Además, podemos cocinarlo de muchas formas, como plato y como acompañamiento. Siempre está riquísimo.

Además, ahora hay muchos tipos de arroz, diferentes para las distintas maneras de cocinarlos. El que yo recuerdo siempre, desde mi más tierna infancia, ya hace bastante tiempo de esto, es el Sos del paquete azul. Es el que utilizo siempre para preparar el arroz tipo paella, o el arroz blanco para acompañar unos huevos. Puede ser que los haya mejores, no lo sé, pero a mi este me gusta mucho. Los que no me gustan nada y nunca utilizo son esos que dicen que no se pasan, parecen de chicle.

Si quiero utilizarlo para hacer una ensalada o como acompañamiento de algún plato, ósea cocido sin más, utilizo el Basmati o el Thai. Para un risotto el arbóreo y para la comida japonesa el que hay especial para ello.

21.8.17

Croquetas de carne





Las croquetas son un plato de cocina que podemos tomar de aperitivo, como segundo plato en una comida o en una cena, y normalmente gustan a todo el mundo, sobre todo a los niños. Las podemos preparar con cualquier ingrediente, se pueden hacer con muchísimos, prácticamente con cualquier cosa.

Normalmente las preparo y las suelo congelar, pues salen bastantes. Además, así siempre tengo croquetas. Si las tengo congeladas, las saco del congelador y las dejo descongelarse, las vuelvo a pasar por pan rallado y las frío. Quedan mucho mejor así, pues friéndolas congeladas nos pueden quedar algo frías por dentro.

7.8.17

Crema de aguacate y calabacín





Me gustan mucho las cremas, frías templadas o calientes, de todas las formas. Además, en esta época de calor podemos prepararlas y meterlas en la nevera para tomarlas en el momento que nos apetezca, comida o cena.

Esta mezcla de aguacate y calabacín es deliciosa, me encanta. Me gustan mucho ambos ingredientes y la mezcla de ambos resulta muy especial. Es importante que el aguacate esté maduro, pero no demasiado porque entonces la crema quedaría con un sabor algo ácido y no estaría buena. Esto lo se por experiencia, me pasó la primera vez que la preparé.