18.5.10

Albóndigas de merluza





Tenía ganas de volver a probar con las albóndigas de merluza y me han quedado muy ricas. He utilizado merluza congelada porque creo que no merece la pena hacerla con merluza fresca, ya que es mucho más cara. Son muy finas de sabor. Además he realizado unas modificaciones con respecto a las que había hecho en otras ocasiones, como por ejemplo utilizar el caldo de cocer la merluza.

Las albóndigas son un plato que creo que le gusta a todo el mundo, y se pueden preparar tanto de pescado como de carne, la variedad es mucha. Pero os aseguro que las de merluza quedan finísimas y sabrosas, y es una manera de hacer que los niños, que sean reacios a tomar pescado, lo tomen mejor así.



  • Ingredientes:
1 kg de filetes de merluza congelada (Puede ser fresca)
1 cebolla grande
Perejil
2 huevos
2 rebanadas de pan de molde sin corteza
Un poco de leche
Caldo de pescado
Harina
Aceite de oliva virgen extra
Vino blanco
Sal











  • Preparación:
Ponemos los filetes de merluza en el caldo de pescado y cuando empiece a hervir se apaga. Se ponen los filetes fuera del caldo a escurrir en un colador grande y se dejan un rato para que templen, se reserva el caldo, se les quita la piel y se ponen en un bol. Ponemos el pan en el recipiente de la batidora con un poco de leche para que se vaya remojando.

En una sartén ponemos aceite de oliva a calentar y añadimos 1 cebolla cortada en trozos pequeños. La ponemos a sofreír y cuando tenemos la cebolla en su punto, apagamos. Ponemos en el recipiente de la batidora la cebolla, junto con las rebanadas de pan y un poco de leche, lo trituramos. Lo añadimos a la merluza que tenemos en el bol, junto con los dos huevos, perejil picado y sal. Lo mezclamos bien con el tenedor de manera que la merluza se vaya deshaciendo y mezclando bien con el resto de ingredientes. Si vemos que están un poco caldosas añadimos un poco de pan rallado.

Vamos haciendo bolas, pasándolas por harina y friéndolas lo justo para dorarlas un poco, que queden selladas y no se deshagan. Las vamos echando a una cazuela.

Cuando tengamos las albóndigas fritas, en una sartén ponemos aceite de oliva a calentar, añadimos una cucharada de harina y rehogamos. Añadimos el caldo de pescado que habíamos reservado, mezclamos, añadimos más caldo y lo añadimos a las albóndigas, rectificamos de sal y de agua hasta casi cubrir las albóndigas y dejamos cocer despacio diez minutos.

Se pueden acompañar con patatas fritas en cuadritos, o con arroz blanco.

NOTA:Esta misma receta se puede hacer con otro tipo de pescado. O poner mitad merluza, mitad salmón. También quedan muy ricas.

CON ESTA RECETA HE SIDO USUARIO DE LA SEMANA EN CANAL COCINA.


2 comentarios:

Horoscopo Escorpio dijo...

Excelente receta, gracias por compartir diariamente las mejores recetas con tus usuarios

Sole dijo...

estas sí las puedo hacer tal cual, pero con merluza fresca, que acá son hiper baratas.

Publicar un comentario

¡Muchas gracias por dejar un comentario!